Swipe to the left

La aventura de viajar en familia

La aventura de viajar en familia
Por Petit Oh! 3 months ago 176 Vistas No hay comentarios

Colegio, trabajo... La rutina se hace pesada para todos, incluso los más pequeños necesitan salir de su entorno y conocer lugares nuevos. Los niños son muy observadores y son como pequeñas esponjas que retienen con mucha facilidad las cosas que aprenden. Hacen preguntas sobre el mundo, sobre animales, sobre las personas, sobre la comida... Todo lo que ven les sorprende y eso es algo que nos encanta, porque son una fuente de inocencia y de ternura.

Viajar con niños es una forma diferente de visitar y de entender el mundo. Es una oportunidad para hacer planes diferentes y revivir los recuerdos de la infancia. Los viajes familiares con niños son una forma de rejuvenecer y recuperar energía, descubrir rincones y detalles que son importantes para ellos. Además, a las mamás y papás se les llenan los corazones al ver cada sonrisa, sus ojos iluminados, como corren y como se sienten los niños más felices del mundo.

Viajar es una de las formas de mantener a los niños alejados de las distracciones modernas como las videoconsolas y los móviles, para dedicar tiempo a estar en familia y a valorar el tiempo juntos. Las mamás y papás también necesitan desconectar, volver a la diversión tradicional y dedicar todo su tiempo a estar con sus hijos y a compartir experiencias. Es lo mejor para estar unidos y conocer más a nuestros hijos.

Nos gusta mucho lo que nos cuenta la blogger Bea en Con botas de agua sobre su viaje familiar con fotos de una naturalidad preciosa. Ella y su familia decidieron ir a Estocolmo después del verano. Aprovecharon sus últimos días de vacaciones juntos en un destino encantador para ir con niños, porque para ella viajar con su pareja y sus hijas es una forma especial de enseñarles nuevas maneras de conocer. Así nos lo relata:

"Cuando viajamos con niños tenemos una oportunidad única de mostrarles una forma de viajar en la que se valore el esfuerzo por descubrir sitios nuevos y diferentes y salirse a veces de los típicos que te recomiendan las guías. Salir a descubrir lugares autóctonos y auténticos que, en muchos casos, conllevan algo más de esfuerzo llegar hasta ellos, pero que cuando lo haces, te das cuenta de que ha merecido la pena."

Además de estar con los más pequeños y conocer cosas nuevas, viajar en familia también es una forma bonita de inculcarles valores importantes como compartir y empatizar. Es un buen momento para educarlos haciendo cosas muy divertidas.

"Es importante también que tengan en cuenta que cuando se viaja en familia o en grupo, hay que satisfacer los gustos de cada uno y que aprendan a pensar en todos y no solo en lo que les apetece a ellos. “Hoy por ti, mañana por mí”. Ahora vamos al museo de niños para que disfrutéis vosotras, ahora le toca a mamá/papá elegir el sitio al que les hace ilusión ir."

Los viajes en familia son experiencias únicas que pasan a formar parte del libro de recuerdos inolvidables de los niños y que los acompañarán en su crecimiento. Os invitamos a leer el resto del post de Bea, ¡es una delicia!